Campaña por la Paz para el Mundial de Brasil

balonazo

En pocos días más se inicia la Copa del Mundo de Fútbol en Brasil.

Los dólares se han gastado en estadios y en recibir a los turistas, a los marginados de la sociedad, se les pide que se vayan a otra parte.
La mayor fiesta del mundo no desea incluir a los más pobres y la insignia del Cristo redentor de Río de Janeiro observa este escenario de desigualdad con nuestra misma atención.

Es el tiempo del gran cambio de mentalidad. La única voluntad que depende en un 100% de nosotros es la nuestra y por ello, la sugerencia que vamos recogiendo es la de aplicar toda nuestra energía en erradicar la violencia primero en nosotros. Para eso está el autoconocimiento. Somos Uno, somos Amor, somos ilimitados y no tenemos porqué continuar replicando este mundo de sufrimiento. Esta es la verdad fundamental. Ahora bien, también podemos actuar para reordenar nuestras relaciones.

Por eso estamos con esta campaña. Una campaña que comienza desde la comprensión que todo sucede adentro. En nuestro vasto e infinito interior se encuentra todo lo que necesitamos para embellecer este mundo. Adentro encontramos el lápiz con el cual redactar las páginas de la profecía que estamos viviendo, porque somos los que estábamos esperando.

La copa del Mundo es una ocasión para hacer oir el clamor que va surgiendo cada vez con mayor fuerza. A la denuncia por corrupción, injusticia y la desigualdad le agregamos la propuesta de ir con la bandera de la Paz por delante. Porque esta bandera ya ha sido un trabajo adelantado y en América los Presidentes la acordaron, porque nos lleva a poner en la mesa pública lo esencial y porque es desde la sociedad civil que se está reclamando que las autoridades hagan caso a los Tratados que firman, sobre todo si se trata de Tratados Internacionales que versan sobre lo más importante.-

Sabemos que El Pacto Roerich se funda en una historia ligada a los Roerich y estos maestros, a su vez, se vinculan al linaje del Maestro El Morya y al conocimiento de la ética Cósmica, por la cual comprendemos que estamos emparentados con todos los seres del Universo. No somos dueños de pedazo alguno de este planeta, somos sus servidores. Sea la restauración del equilibrio y que el amor brille en todos los corazones de la Humanidad, que vuelva el recuerdo de nuestra esencia y que creamos en que sí es posible este sueño de acabar en esta generación con el mal y que creamos que sí es posible hacer de nuestra historia una victoria trascendente, que nos rindamos a las fuerzas mayores que nos gobiernan y que son Misterios de Amor Universal.

La oportunidad

Sea la luz
Sea la Paz
Sea el Amor
Sea la Unidad
y Sea el entendimiento

Acá va un grupo facebook con mas de 30.000 activistas que lleva esta campaña por delante.

Esta campaña se enmarca en el noveno y último punto de una campaña más amplia que promocionamos: http://www.somospaz.org/2013/08/01/flor-de-loto/

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*