Consejo de visiones en Centro Manna

Síntesis

El día miércoles 24 de Enero 2024 nos reunimos en Consejo de Visiones en Centro Manna, en el marco del Encuentro por la Paz.

Tres grupos generaron una cosecha de notas que están redactadas más abajo. En un intento de sistematización hemos sintetizado en pocas palabras los resultados de lo conversado.

Nos une el amor, la bondad, el fuego y una mirada trascendente de la vida.

Las alianzas de amor provocan la comunidad. La comunidad permite que alcancemos nuestros sueños más grandes. Antes, tenemos que hacer nuestro trabajo personal.

Nutrimos la red en presencia, sosteniendo los pulsos como el consejo de visiones, cuidando los diálogos, reconociendo roles y dones, colaborándonos y amando la diferencia.

Damos continuidad a un proceso cuya última reunión fue la siguiente en Centro Sati.

Anotaciones de los tres grupos que pensamos las preguntas:

¿Qué nos une?

¿Porqué fortalecer las alianzas de amor?

¿Cómo nutrimos las alianzas de amor?

Grupo 1

¿Qué nos une?

La calavera. Todos tenemos esqueleto.

El amor (Motor/foco)

La misión de sembrar amor

Honrar la vida y la muerte

A/mar (Sin muerte)

Resonar de la esencia, de gente buena, la esencia humana de la bondad.

Te miro y te siento, eso nos hace confiar absolutamente que podemos hacer un buen mundo.

La humanidad es compartida. Reconocemos que hay vulnerabilidad compartida, buscamos cómo hacer las cosas. Cuidamos la forma. 

La transformación de hoy la hacemos honrando a los ancestros. 

Perspectiva crítica de la Revolución. Estamos siempre recordando. Memorias antiguas, fuego, el círculo.

Nos une un instinto animal que nos lleva a salvarnos. Hay que respetar la tierra y el ser. Salvarnos en tribu. Es importante salvarse y salvar a la Madre Tierra.

Nos une el gran misterio. Más allá de lo que comprende mi mente. Esto nos une desde la humildad, nadie es el maestro. 

¿Porqué son importante las alianzas del corazón? 

Somos colectivos que nos reconocemos en lo que nos une. Buscamos maneras de colaborarnos.

Honrando alientos nos expandimos. Llegar adónde queremos llegar. (Conocer otras medicinas, algo que se pueda sembrar)

¿Cómo los nutrimos? Integrando las diferencias. Sacar el juicio de bueno y malo.

Imposible ser un colectivo uniforme.

Acuerdos del buen vivir que nos guíen y sostengan a todos. (Ej Impecabilidad de la palabra)

Alianzas nos muestran otras formas, otras posibilidades, otras visiones, integrarlos y desde ahí lograr la expansión.

Humildad de percibir la Despertar la humanidad compartida 

¿Qué puedo entregar para nutrir la red?

Espacio físico para reunirnos. Lo más sagrado que tengo.

Semillas

Estar presente y dispuesta a escuchar.

Algo que está vivo. Caminar en presencia y disponible.

Confiemos en nuestras sincronías.

Alianza: Sangha que une grupos en confianza. Ya conocemos el propósito. Vengo a dejar lo mejor de mí. ¿En qué puedo servir? 

Un instinto animal me dice que vamos por buen camino.

Doy  mi extra.

¿Porqué hago las cosas? Doy el extra desde el corazón.

Grupo 2

¿Qué nos une?

¿Es el gran espíritu la energía del amor fluyendo? Por ahí puede estar lo que nos une.

Nos une la idea que se pueden construir formas más amorosas y armónicas de habitar. De compartirnos. La energía del amor.

Unión – tejido. Sangha Corazón y Ecoaldea. Visionar futuro más amable y conectado. Concepto de unidad. La fuerza del amor, formar familias de amor con personas que resuenen con esa visión. Cariño, crecimiento personal. Autoconocimiento. Nueva forma de crear, escucha, nutrición. Buen vivir. Profundo servicio y llamado de accionar. ¿Cómo lo hacemos?

Reflejo – resonar – compartir – conectar. Algo que tienes que sentir, no tan racional. Somos buscadores. Autoconocimiento. Florecer juntos. Unirse para ser algo más fuerte.

Re-encontrarme. El refugio de la tribu. 3 Posibles formas entre las que escoger: Guerra, plandemia o en salud. Encontrar a seres que amamos. Familia del corazón. Sentir amor genuino. No es chiste. Encontramos refugio sabiendo lo que ocurre a nivel mundial.

Observación de diferentes perspectivas nos une al amor, anhelo por volver al misterio, ¿de dónde venimos y adónde vamos? La auto-observación requiere ciertas cosas, que el universo nos va dando.

Nos une el fuego que se enciende al encontrarnos. Se nutre por algo que ese fuego ofrece. Reconocer la familia del Corazón. Juntos podemos. Aquí Es. Restablecer la armonía en nuestros cuerpos. Por el impacto de transformación que tiene en nuestras vidas.

¿Porqué son importante las alianzas del corazón? 

Comunidad. Solos no la vamos a lograr. Para potenciarnos, nutrirnos debemos salir del individualismo. Entrar al colectivo. La unidad hace la fuerza. Crear alianza trae sinergias, se amplían las posibilidades, en un espacio seguro. Solos no podemos. Nos reflejamos en el otro y al vernos podemos sentir, crecer y avanzar.

En comunidad es más fuerte la luz (reflejo), la voluntad. Puedes ayudar a otros, gente que está perdida que no se sienta sola. Somos Faro. Si somos más, mayor luz.

Juntos y en alianza se aviva la llama del anhelo de servir. Perspectiva. Se amplía la visión. La posibilidad de crear también un ambiente propicio para el despertar de nuestra memoria.

Es lo que nos nutre el corazón. Ver como el otro que es mi reflejo va avanzando, creciendo y transformándose. Nutrimos los vínculos y esto es nutrir órganos, así se renueva la fuerza vital. Nutrimos la Presencia, ver que somos capaces de transformarnos y nos sorprendemos y acompañamos.

Nos hacen sentir vivos. Sentirnos juntos trae bienestar. Deseo que otros puedan tener ese espacio. Servir. ¡Para que vean que se puede!

¿Cómo nutrimos las alianzas de amor?

Generar vínculos a través de la Presencia. Desarrollar el cariño, nutrir el vínculo. Tener un propósito en común. 

Encontrándonos. Sharing up. Reconocer dones y roles al servicio, apoyo y colaboración porque es rol florezca.

Conectar lo que hacemos con lo que otros saben hacer. Crear cosas nuevas en conjunto que tenga un valor y sea apreciado. 

Da fortaleza, perspectiva

Posibilita el servir

Es nutritivo

¿Cómo?

Encontrándonos

Reconociendo roles y dones

Propósito en común

Coherencia

Colaboración

Creando el ambiente propicio para el encuentro

Amar la diferencia

Grupo 3. 

¿Qué nos une? 

Nos percibimos como seres sensibles, conscientes del entorno, del momento actual. Nos unen sentimientos y percepciones sobre la vida: nos conmueve el acontecer social y ambiental; valoramos la vida, reconocemos que la tierra está viva -somos la tierra-, nos parece evidente que la respuesta es desde el interior hacia el colectivo; nos une el llamado del presente, para algun@s la transformación universal, para otr@s, la transición ecosocial. 

Existe un deseo natural de reconocernos como human@s, volver a unirnos. Entregamos nuestra energía para crear un sistema alternativo de vida que supere el individualismo en pos de la colaboración y las redes. Al estar contestes en nuestros valores esenciales, confiamos que el propósito de cada un@ de los seres que integran la alianza, es también es nuestro propósito.

¿Cómo fortalecemos las alianzas de amor? ¿Porqué es importante hacerlo?

En primer momento, desde nuestro trabajo personal, conociéndonos, cultivándonos, haciéndonos conscientes también, de las limitaciones del ego. Constantemente, seremos aprendices y maestr@s. 

Luego, a través de la colaboración. Estamos aquí para que el brillo de cada un@ sea más grande, desde la confianza, el amor, la cooperación.  

Es importante hacerlo porque para nosotr@s parece obvio y esencial unirnos. Ser una comunidad de práctica, amorosa, que se fortalece para ser un sistema resiliente, ante los cambios sociales y ambientales. Confiar en una red, avanzar junt@s.

Por eso, nos parece importante tener presente que al declararnos como comunidad, grupo, tribu, herman@s de propósito, que:

-Existe un dolor humano en las relaciones interpersonales, por ello surge la necesidad de tener sabiduría organizacional. Reconocer que transitaremos eventualmente por crisis, más estas son naturales en el proceso, son parte del ejercicio humano para llegar a la armonía; transitar la dualidad y encontrarnos en el centro. Capacidad de adaptación, flexibilidad.

– Generar continuidad a los procesos -consejo de visiones-. Mantener pulso constante.

– Que sea sin ánimo de lucro, valoriza en su esencia al encuentro. 

– El amor es energía reciproca constante. 

– Interactuamos a través del lenguaje, mantenemos escucha activa, valoramos los tiempos y su uso, las relaciones armónicas, los lazos de respeto, la confianza.

-Para salir y entregar abiertamente medicinas que hemos incorporado y aprendido es necesario primero conectarnos al amor para recargarnos. 

Síntesis: Es necesario unirnos, nos parece obvio: tanto la colaboración como el trabajo personal previo.

Publicado en La Ruta de la Paz, Sangha Corazón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *